Guía Práctica: Encuentra Tu Propósito de Vida a través del Journaling

Todos estamos en este mundo por una razón. ¿Cuál es la tuya?

A menudo, esta idea de descubrir nuestro sentido de vida llega tarde o temprano. Te preguntas si continuar viviendo la vida que te tocó o disponerte a construir la vida que quieres: una vida con sentido, intención y un claro propósito que te haga levantarte todas las mañanas con una sonrisa.


¿Cuál es tu propósito de vida?

No te preocupes si todavía no has descubierto tu propósito de vida. Es completamente normal. Nadie nace sabiéndolo. Es algo que se encuentra y que se descubre con el tiempo y conforme vayas acumulando más experiencias de vida e identificando lo que te apasiona, lo que mejor haces y lo que puedes ofrecerle al mundo.

En esta guía te voy a revelar cómo puedes comenzar a buscar e identificar ese algo que te mueva y que le dé sentido a tus días.

Lo que quiero para ti es que construyas una vida que realmente ames y que puedas convertirte en la persona que estás llamada a ser.

El autoconocimiento a través del Journaling

El autoconocimiento es la base para descubrir tu propósito de vida. Necesitas conocerte a ti mismo como a nadie más.

Un método que ha demostrado ser extremadamente efectivo para conocerte mejor y para encontrar tu propósito es el journaling.

Te recomiendo primero darte una empapada sobre lo que es el journaling enfocado al autoconocimiento en este artículo. Ahí te explico con mayor detalle cómo practicarlo para sentirte mejor contigo mismo(a), conocerte a un nivel más profundo y liberar todo tu potencial en diversas áreas de tu vida.

Pero de forma muy resumida, el journaling es algo parecido a escribir un diario pero la diferencia es que más allá de simplemente documentar tu día, el journaling tiene una clara intención: dar respuesta a preguntas clave sobre ti y acercarte a la mejor versión de ti y a la vida que quieres vivir.

En el journaling te realizas ciertas preguntas estratégicas que te hacen pensar y reflexionar a un nivel más profundo con la finalidad de llegar a tus propias conclusiones.

Es una excelente herramienta de autoconocimiento pues te ayuda a aclarar tu mente sobre quién eres, lo qué quieres en la vida y tu propósito en este mundo. Si estás leyendo este artículo es porque imagino que deseas tener mayor claridad sobre estas cuestiones. ¡Y la buena noticia es que estás en el lugar correcto!

Vamos a encontrar algo que ames, que sea una extensión de lo que eres, pues no debería haber una diferencia entre lo que ERES y lo que HACES.

“Elige un trabajo que te apasione y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida” –Confucio Clic para tuitear

Ejercicio Práctico: Journaling para encontrar tu propósito a través del método IKIGAI

¿Alguna vez habías escuchado sobre el diagrama Ikigai? Este concepto japonés engloba las cuestiones clave para descubrir tu propósito de vida.

que es ikigai metodo ikigai diagrama ikigai

Te lo explico mejor:

  • Lo que eres bueno(a) haciendo y lo que te pueden pagan es tu PROFESIÓN
  • Lo que eres bueno(a) haciendo y lo que amas es tu PASIÓN
  • Lo que el mundo necesita y lo que te pueden pagar es tu VOCACIÓN
  • Lo que amas y lo que el mundo necesita de ti es tu MISIÓN

Tu Ikigai o propósito de vida está justo en el centro. La idea es encontrar algo que ames, que seas bueno(a) haciendo, que te puedan pagar, y además, que el mundo necesite.

Tengo este otro video donde te explico brevemente el método Ikigai:

¡Ahora viene la parte buena! El journaling.

Ve por una pluma y una libreta.

Anota la respuesta a las siguientes preguntas que incluyo a continuación.

Importante: Antes de comenzar este ejercicio práctico debes asegurar lo siguiente para que realmente te funcione:

  • Escribe con tu puño y letra, no a computadora, ya que escribir a mano ha demostrado ser más benéfico para ordenar las ideas, tener una mayor claridad y recordar la información.
  • Hazlo a manera de brainstorming realizando una lluvia de ideas con todas las posibles respuestas que lleguen a tu mente para determinada pregunta.
  • No lo pienses demasiado. No hay respuestas correctas o incorrectas. Deja que fluya de forma espontánea y natural.
  • Pon más atención a lo que diga tu intuición y tu corazón. Trata de silenciar la razón en la medida de lo posible.
  • Evita toda clase de interrupciones y distracciones. Busca un lugar tranquilo y en silencio para llevarlo a cabo.
  • Establece por lo menos hora y media para trabajar en este ejercicio.


Preguntas para encontrar tu propósito de vida

¿Ya tienes pluma y cuaderno para anotar? ¡Buenísimo!

Ahora, cierra tus ojos y haz 10 respiraciones profundas. Inhala por la nariz y exhala por la boca.

Muy bien, ¡comencemos!

Todo lo que tienes que hacer es responder a mano cada una de las siguientes ocho preguntas:

  1. ¿Qué te gusta hacer? Haz una lluvia de ideas con todo lo que te haga feliz, lo que ames y lo que disfrutes hacer (no hay respuestas buenas o malas). Piensa en qué te llena y en qué te apasiona. Dedica por lo menos 10 minutos a responder esta pregunta.
  2. ¿Para qué eres bueno? Haz una lluvia de ideas con todas aquellas cosas o actividades que se te da bien hacer. Piensa en tus talentos, cualidades, capacidades, dones y habilidades. Dedica por lo menos 10 minutos a responder esta pregunta.
  3. ¿Qué puedes cobrar? Piensa en las capacidades, habilidades y actividades por las que puedes cobrar o ganar dinero (puedes echarle un ojo a lo que pusiste en el punto 2 y ver qué de eso puedes monetizar). Dedica por lo menos 10 minutos a responder esta pregunta.
  4. ¿Qué crees que hace falta en el mundo y que quizá podrías poner tu granito de arena? ¿Qué le puedes dar a los demás? Haz una lluvia de ideas recopilando todas aquellas cosas que consideras que necesita el mundo y que tú podrías ofrecer. Piensa en cómo te gustaría impactar al mundo, qué problema puedes resolver o qué le podrías ofrecer a otros. Dedica por lo menos 10 minutos a responder esta pregunta.
  5. ¿A quiénes admiras y por qué? Haz una lluvia de ideas de las personas a las que te gustaría parecerte y escribe qué es lo que te gusta o admiras de cada una de ellas. Dedica por lo menos 10 minutos a responder esta pregunta.
  6. ¿Qué cosas harías todos los días si supieras que el dinero no fuera una preocupación? Piensa en que tienes asegurado un sueldo de por vida: ¿qué harías en tus días?, ¿A qué te dedicarías? ¿Cómo enfocarías tu tiempo? Dedica por lo menos 10 minutos a responder esta pregunta.
  7. Si te quedaran 5 años de vida, ¿qué harías?
  8. Si te quedara 1 año de vida y supieras que todo lo que hagas va a tener éxito, ¿qué harías?

Analizando las respuestas

¿Ya has respondido estas 8 preguntas?

¡Perfecto! Ahora vamos a analizar y darle sentido a tus respuestas.

En esta parte final es donde encontrarás los hallazgos más significativos.

  1. Ten a la mano las respuestas a las preguntas 1, 2, 3, y 4 que son las que se derivan del método Ikigai.

  2. Lo que vamos a hacer ahora es analizar y detectar dónde coinciden o se conectan estás 4 áreas. Por ejemplo, si pusiste que AMAS cocinar, que ERES BUENA cocinando, que te pueden PAGAR por cocinar o vender tu comida preparada, y que EL MUNDO necesita comida más saludable y baja en grasa, entonces ahí están coincidiendo y se están juntando tus respuestas y tu propósito de vida va por ahí, ¿me explico? No debería haber una diferencia entre lo que ERES y lo que HACES. Te comparto mi propio ejemplo (mucho más simplificado que el original) que me llevó a crear Mayneza para que puedas ver cómo hay ciertas cosas que comienzan a coincidir entre esas 4 esferas del Ikigai y que te dan una pista sobre a qué dedicarte o cuál es tu propósito a tu vida:

proposito de vida ikigai jorunaling

  1. Ahora vamos a la pregunta 5. Analiza qué tienen en común esas personas a las que admiras: a qué se dedican, cómo pasan su tiempo, qué es lo que admiras de ellas. Por ahí puede ir tu propósito…

  2. Con respecto a la pregunta 6, muchas veces no vemos lo evidente porque pensamos que no podemos ganar suficiente dinero haciendo lo que nos gusta. Pero analiza tus respuestas, seguro que puedes encontrar la manera de monetizarlo. Que no la conozcas en este preciso instante no significa que no exista. Puedes hacer un curso en línea si te especializas más en ese tema, puedes dar clases sobre esa área de especialidad, puedes ser coach o mentor, puedes crear un producto u ofrecer un servicio que solucione una necesidad relacionada a ese tema, ¡y muchas cosas más!

  3. Cuando hablamos de encontrar un sentido de vida o una razón de ser, el hecho de RECORDAR que tenemos los días contados como lo indican las preguntas 7 y 8 nos hace inmediatamente poner todo en perspectiva y priorizar aquellas cosas que queremos lograr antes de pasar a mejor vida. La respuesta a estas preguntas te dará una pista sobre lo que es verdaderamente importante para ti y lo más seguro es que coincida con alguna de las respuestas anteriores.

Lo interesante es comenzar a ver esas “coincidencias” y por lo menos darte una idea de por dónde va tu propósito o sobre lo que es verdaderamente importante para ti.

Tu BONUS para encontrar tu pasión

¡Y antes de terminar te quiero ofrecer un BONUS que complementa muy bien este tema!

El BONUS se trata de esta entrevista que hice al conferencista, coach y emprendedor, Santi Villarreal, en la cual te brindamos otras pautas y consejos para encontrar tu pasión y vivir una vida con sentido.

No te preocupes si todavía no has encontrado esa razón de existir. Es algo que se descubre a través de ejercicios de introspección y autonocimiento como el que te compartí aquí.

Descubrir tu propósito de vida no es algo que ocurre de un momento a otro. Este ejercicio de journaling basado en preguntas te servirá como la pauta inicial, te dará algunas pistas y te hará reflexionar. Pero al final del día, sólo tú sabrás la respuesta con el tiempo.

Lo importante es siempre estar dispuesto(a) a buscar y encontrar tu propósito. Abrir bien los ojos, parar esas orejitas y no dejar de indagar. Estar en constante movimiento: haciendo, probando, viviendo y experimentando.

Y así, irá llegando hacia ti hasta que sea tan evidente y claro como el agua. Pero tienes que repetírtelo y creértelo:

“Confío en que encontraré mi propósito. Confío en que llegará a mí”.

Di esto todo los días y de esta forma tu sistema reticular se activará para encontrar tu sentido de vida.


Otro tip es que las ideas llegan cuando dejamos espacio en nuestro cerebro para que lleguen.

De vez en cuando escápate a lugares relajantes, siéntate enfrente de la naturaleza, sin pensar nada. Disfruta el momento presente. Limpia tu mente. Calma las aguas para que puedas ver con claridad el fondo. Reduce todo el ruido y disfruta de momentos de silencio.

“Cuando encuentras tu PARA QUÉ es fácil encontrar el CÓMO” –T. Harv Eker Clic para tuitear

Una vez que tengas claro tu propósito –que fungirá como tu Estrella del Norte–, irás intuitivamente descifrando el camino para llegar ahí. Y por cierto, no importa que no sepas cómo se verá todo el camino (¡nadie lo sabe en un inicio!), con que sepas cuál es el siguiente paso lógico. Confía en tu intuición y en tu corazón. Un paso, te llevará al otro.

Recuerda que se trata de PROGRESO no de PERFECCIÓN.

Un buen hábito que puedes incorporar es cada noche escribir 3 cosas que hayas hecho en el día para acercarte a vivir tu propósito de vida.

Descubre los mejores libros de superacion personal y motivacion

También te cuento que el journaling puedes aplicarlo de igual forma para conocerte mejor y convertirte en la versión ideal de ti mismo(a) tal como lo explico en este otro artículo.

Me encantaría escucharte y saber qué te ha parecido esta guía práctica para encontrar tu propósito de vida.

¡Platícame en los comentarios de la publicación!

Mayneza

Ver entradas de Mayneza
Mi mayor pasión es crear contenidos reflexivos, prácticos y transformadores sobre mindset, éxito y sentido de vida que ayuden a las personas a liberar toda su grandeza.

¡Me encantaría escuchar tu opinión!